Quiénes somos

En 1973 nacía CAREF. Las razones que marcaron sus inicios no fueron felices, los motivos de su creación estuvieron directamente ligados a la necesidad y la urgencia de comenzar a dar respuesta a un fenómeno que, lamentablemente, se profundizaría de maneras impensadas en nuestra región: los exilios producidos por los golpes militares a los estados de derecho y sus consecuentes gobiernos dictatoriales.
Uruguayos, chilenos, bolivianos, paraguayos eran las nacionalidades de rostros e historias llenas de injusticia y búsqueda de esperanza. CAREF, con el apoyo del Consejo Mundial de Iglesias y luego del ACNUR, junto con otras organizaciones hermanas en la región, fue uno de los canales que las Iglesias Evangélicas históricas construyeron para expresar su compromiso con los desarraigados.
Afortunadamente – en verdad no por fortuna sino por la lucha de muchas y muchos-, hoy nuestro contexto es diferente. La democracia renueva las metas, los rostros, las historias y a su vez resignifica la misión que CAREF ha asumido socialmente. Y CAREF continúa, hoy en día, acompañando historias de migrantes y solicitantes de refugio, mujeres, hombres, niñas y niños de Bolivia, Perú, Paraguay; también de los países de la ex Unión Soviética y de África.
La trata y el tráfico de personas es un desafío nuevo que CAREF asumió hace ya más de cinco años, a través de la investigación, la sensibilización, la incidencia pública y la asistencia de aquellas personas que sufrieron siendo víctimas de este delito.
Todos esos rostros e historias nos enseñan qué decir en cada taller destinado a organizaciones públicas y de la sociedad civil, también nos guían en los objetivos que perseguimos en la incidencia pública.
Diverso e intenso es el quehacer cotidiano de CAREF, siempre en pos de la promoción y defensa de los derechos humanos de los migrantes, refugiados y solicitantes de asilo, siempre anclado en las personas que necesitan que CAREF esté, sosteniendo el espíritu de sus inicios.

Lic. Gabriela Liguori
Coordinadora General

Share